lunes, 13 de junio de 2016

#26. A mis verdugos

Llevo infinitos viajes al paredón familiar,
donde llego con orejas incendiadas
y me retuerzo en el regocijo de sus visiones.
Oh! vidas perfectas,
oh! vidas de cenit,
lenguas abolladas de tanto machacar,
¿ por qué siguen así?

Taladran y taladran!
entramadas palabras,
los imagino al borde de la escena
como perros babosos que ladran.

Taladran y taladran!
bazofias de palabras,
los he visto al borde de la mesa
como tusos furiosos, que ladran.

Soy escalador frecuente del cadalso
donde florecen sus lenguas ensangrentadas
y el nudo envenenado de barullos que matan.
Oh! vidas inmaculadas,
oh! vidas de nadir,
los he visto descuerarse
para luego, sonreír.


(Guillermo Soto García)

34 comentarios:

  1. Y así somos hermano,
    nos descueramos para luego olvidarlo
    y sonreir
    y de no ser así
    no imagino cómo podría ser la vida

    Risas y Fuerza

    Isaac

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que es algo de lo que no podemos escapar.
      Saludos

      Eliminar
  2. Y así somos hermano,
    nos descueramos para luego olvidarlo
    y sonreir
    y de no ser así
    no imagino cómo podría ser la vida

    Risas y Fuerza

    Isaac

    ResponderEliminar
  3. Es tan facil hablar del otro, del que no puede defenderse....
    Es la vida y así somos.
    Bello poema, doloroso, pero real.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  4. Duele leerlo y lo leemos desde fuera, nadie somos protagonista en esta historia. Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Esas lenguas embotadas de tanto contar, lo que en realidad, no pasa.
    No escales al cadalso de las murmuraciones, hay sitios mas bellos donde hacerlo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El problema es que no subo por mi cuenta, y lo más complicado es cuando son personas tan cercanas.
      Saludos y que estés bien

      Eliminar
  6. Y sin unos santos, cuando hablan de sí mismos y lo malo es cuando confiamos en ello, porque el desencanto luego es muy grande.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es, el desencanto ha sido muy grande y doloroso.
      Saludos

      Eliminar
  7. A mí ya no me taladran.
    Huyo de los perfectos.
    Mejor solo que mal acompañado.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón amigo, es lo que se debe hacer.
      Saludos

      Eliminar
  8. Si , no vale la pena compartir nada con voces asi no???
    Cariños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Realmente no vale la pena pero difícil es cuando son muy cercanos.
      Saludos, que este muy bien

      Eliminar
  9. Así es la farándula de la vida… No hay más que dirigir nuestros oídos hacia aquellas voces que no nos hagan sangrar… Ardua faena, una más de nuestra lucha diaria…

    Muy bueno, Guillermo…

    Un placer leerte y mil Bsoss!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se hace muy ardua esa faena amiga, uff difícil.
      Saludos

      Eliminar
  10. Hay lenguas que pueden incendiar un bosque.
    Profundo poema Guillermo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Hay personas que parecen vivir del dolor ajeno que hacen a atraves de sus palabras, pero ya te aseguro que el tiempo pone todas las coas en su lugar.
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa es la única esperanza que tengo Ilesin.
      Besos.

      Eliminar
  12. Son las hielas del infortunio ajeno
    beatos de domingo
    quebrantando el mandamiento que no es escrito
    ese de libertad y respeto
    ah pero no se aplican el cuento
    en el pellejo ajeno


    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo correcto : hienas ( se entendió, ¿no? )

      Eliminar
    2. Si se entendió perfecto, realmente son unas hienas.
      Besos

      Eliminar
  13. Oh vidas inmaculadas...que nada aprendieron ...

    Luz y Gracia

    Isaac

    ResponderEliminar
  14. Oh vidas inmaculadas...que nada aprendieron ...

    Luz y Gracia

    Isaac

    ResponderEliminar
  15. No entiendo...¿Cómo hay personas que disfrutan haciendo el mal a otras?, lo mejor es darles de lado y alejarte de ellos lo más lejos que puedas.

    Un abrazo inmenso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco los entiendo, parecen ser felices así.
      Un gran abrazo Rosana, es un honor recibir tu visita.

      Eliminar
  16. uuuff dan pena lo mejor es pasar de largo y si te digo la verdad para ello lo mejor es el perdón ln !! tú te liberas y avanzas muy duro este poema pero bellamente escrito amigo, un beso desde mi brillo del mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Beatriz, tienes razón, es mejor pasar.
      Besos

      Eliminar
  17. Parece que no, pero existen tantas así, que duele.
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Parece que no, pero existen tantas así, que duele.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lamentablemente es así, pero hay que seguir.
      Besos

      Eliminar